Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
Estamos en...
Mejores posteadores
Loucie Mongiello (491)
 
Annabeth Chase (412)
 
Thalia Grace (189)
 
Samuel Skarsgård (88)
 
Alexía Diamantidis (88)
 
Clarisse La Rue (79)
 
Atenea (64)
 
Apolo (62)
 
Melanie Lightwood (60)
 
Sophie Underworld (57)
 


Soph ficha

Ir abajo

Soph ficha

Mensaje por Sophie Underworld el Mar Nov 01, 2011 4:03 pm

Nombre: Sophie Underworld

Apodos: Ghost girl, Zombie, Gasparín.

Edad: Aparenta 20 años

Nacionalidad: Rumania, Transilvania.

Fecha de Nacimiento: Antes de la primera guerra mundial.

Padre divino: Hades

Padre mortal: La princesa Andrómeda

Cabaña: #13

Descripción Física:
Bueno la mayoría me describe que a simple vista que parezco una chica más, una campista más, de cabello ondulado y negro, delgada, fuerte y alta. Cuando me llegan a ver más de cerca y logran observarme a detalle: Soy una chica de ojos grises, más grises incluso que los ojos de la misma Athena, con líneas negras para hacer la mirada más intensa y dura. Mis uñas están cuidadas, ni muy grandes ni muy chicas, me gusta pintarlas de negro con calaveras, me hace sentir más cómoda.
Soy la perfecta figura de una hija de Hades, un estilo dark y frió, mi rostro es inexpresivo y siempre mantengo una posición de defensa, no puedo estar tranquila y relajada.
Mi ropa va de colores poco llamativos, no me gusta ser el centro de atención aunque sea hija de uno de los 3 grandes, mis pantalones siempre tienen cadenas con el símbolo de mi padre y un cinturón con un broche que me regaló Anfitrite.


Descripción Psicológica:

Soy una chica independiente, fría, despreocupada, irónica y arrogante, son las palabras perfectas para describir a una chica como yo. Como siempre, las apariencias engañan, y yo aparento ser una chica tímida, pero no resulta ser así, soy muy confiada de mi misma y muy complicada de tratar, es difícil que yo pueda sentir algún aprecio por alguien. Conozco a muchas personas, pero amigos, puedo contarlos con una mano e incluso sobran dedos.

Lo que más me importa es mi orgullo, por mí lo demás no vale, pero si me haces algo, créeme que te lo regreso, aunque tenga que sacar a todos los monstruos del inframundo por ti. Soy muy observadora, créeme, puedo no hacerlo notar pero capto cualquier movimiento que hagas, lo he aprendido a lo largo de los años.

Suelo dejar mis sentimientos a un lado, he comprobado que solo te hacen débil, aunque si son sentimientos de ira no los puedo controlar por nada.
No soy para nada una buena perdedora, no me rindo, por lo que si me ganas, te hago jugar o pelear hasta que yo gane, de otra manera me volvería sádica.
Yo soy de las chicas que oficialmente cumplen su palabra, si te he prometido algo, lo cumplo aunque de eso dependa mi vida, por eso he intentado no prometer cosas, no me gusta tampoco decepcionar.

No confío en las personas, te puedo llamar “aliado” pero en realidad no confío en ti, yo no tengo bando, ni dioses ni titanes, por lo cual debes tener cuidado conmigo. Quiero sólo un poco de paz en el mundo, quizá no me vea con esa intención, pero esa es, no quiero ya más peleas, así que si tengo la oportunidad de acabar con los Dioses y Titanes la aprovecharé, aunque tenga que ser aliada de Luke.

Soy una chica de pocas palabras, no me gusta hablar para decir tonterías, a veces el silencio es mejor que 1000 palabras absurdas. Me gusta andar en sigilo, es de las cosas que más ago al igual que escuchar música.

Para decir algo yo no me voy con rodeos, soy muy directa, no me importa si hiero tus sentimientos, una verdad es mucho mejor que muchas mentiras.
Soy fiel a mi padre, no me gusta ir en su contra, por eso lo peor que me pueden hacer verbalmente es insultarlo, si lo haces… perdón, pero no dudaré en matarte.

Arma preferida:
~ Casco de invisibilidad regalo de Hades
~ Una réplica exacta del tridente de Hades

Habilidades sobresalientes: #¿En qué sobresales de los demás?
~ Puedo controlar la niebla como Thalía
~ Soy buena peleando cuerpo a cuerpo
~ Si concentro mi mirada a la tuya, puedo hacer que pares de realizar lo que estás haciendo.
~ No me rindo en ninguna pelea aunque no tenga ni la mínima posibilidad de ganar {lo herede de mi madre}
~ Puedo controlar a la perfección el barco de la princesa Andrómeda
~ Tengo las puertas totalmente abiertas en el inframundo

Poderes: Bueno… no terminaría pero bueh.
~Invocar y controlar espíritus, muertos y derivados
~Manipular las sombras a mi favor
~Sentir cuando las almas están siendo juzgadas, y atormentadas
~Controlar el fuego, aunque todo depende al grado de mi concentración
~Hacer que me crean, el poder de mentir.

Defecto Fatídico: Falta de Confianza
A causa de mis malos años, yo he aprendido a no confiar en alguien, pero eso he llegado a ser una chica solitaria y fría.

Historia:

Mi madre siempre fue seria, incluso cuando salía entre las calles evitando a sus padres. Al ser princesa, le costaba que sus padres la dejaran estar con cualquier hombre que viviera por ahí, eso hizo que construyera una pequeña casa hecha de roca y llorara todas las noches dentro de ella. Una noche, mientras lloraba como siempre, escuchó que alguien tocaba a su puerta, era Hades. El, entre engaños, palabras dulces y cumplidos, logró ganarse el corazón de mi madre, tuvieron su tiempo juntos hasta que mi madre se enteró que estaba embarazada. Pasó un año oculta entre esa casa de rocas hasta que yo naciera, el día que nací, mi padre dijo unas palabras, no recuerdo cuales, pero sabía que a pesar de lo frío que era, se alegraba de tenerme.
Hades, al ver que mi madre podía regresar a su puesto de princesa, la dejó, llevándome con el a su palacio.
Yo no supe más de mi madre, solo la historia de Perseo y mi madre teniendo 7 hijos más, sobre la cabeza de medusa y el monstruo marino ceto.
Para mí, mi madre fue un ejemplo a seguir, aunque no estuve con ella, siempre la veía desde el inframundo, era la única manera de ver un ejemplo a seguir para mí.
Mi padre Hades era malvado, muy cruel, pero a pesar de todo eso, lográbamos entendernos a la perfección, a veces ideábamos como torturar a las almas juntos, y eso de alguna manera me hacía mas fuerte, no sentía culpa, yo solo lastimaba a las almas malas, nunca tocaría a un alma buena.

Tras el tratado, los 3 Grandes juraron no tener más hijos, por lo que entre ellos intentaban matar a sus hijos. Mi padre, por muy malo que fuera, me dio su casco de invisibilidad y se hizo mudarme al casino lotus. Era un lugar rudo, yo no consumí nunca aquellas cosas, sabía lo que estaba pasando, sabía el peligro que había adentro, pero sabía más que nada el peligro que me aguardaba si salía.

Me mantuve los años en la habitación del hotel, cerca del casino, entrenando para armarme de valor y salir del lugar. Me hacía heridas a mi misma para ver hasta cuanto lograba aguantar, y vaya que era mucho. A veces llegaba a tener contactos vía Iris con mi padre, para decirle que quería regresar al inframundo, le lloraba y todo, pero a pesar de eso no me dejaba salir.

Un día, mi padre me contactó diciendo que un tal Percy Jackson había salido siendo hijo de Poseidón, y que con el estaban 2 hijos de Hades y una hija de Zeus. Yo me enojé al principio, me enojaba no ser la primera en la lista de papi, no ser la que mas le importaba a Hades, pero desde ahí supe que ni a mi padre le importaba tanto.

Salí del casino, creí que los minotauros me atacarían, pero en vez de eso, estaban siguiendo mis ordenes, sabía que no era cosa de mi padre, Anfitrite quizá me estaba ayudando, ella siempre había sido buena conmigo en el tiempo que pasé allá abajo, incluso la había considerado como mi verdadera madre.

En el camino hacia el campamento, escuché que un chico había traicionado a los olímpicos, un hijo de Hermes, Luke. Me llamó la atención, ¿Qué semi-dios los traicionaría?, decidí que era buena idea aliarme con el y buscarlo, quizá podría ayudarme a encontrar la paz entre el mundo, desapareciendo a los Dioses y Titanes.

Encontré a Luke muy fácil, el chico no sabía no como esconderse, me dijo que aceptaba mi ayuda, pero que no confiaba en mí, y yo mucho menos confiaba en el, pero el derrotar a los olímpicos {menos a mi padre{ hacía interesante la oferta. No me gustaba elegir bandos, así que me fui por lo que más me convenía.

Sabía que venir al campamento siendo hija de Hades era un error, pero no me importaba, tenía que hacer lo estaba planeado, sabía como hacerlo.

Pasé mis días compartiendo cabaña con mis hermanos, pero nunca crucé palabra con ellos, me ahorraron la molestia de insultarlos. Hasta ahora estoy aquí, en el campamento como espía, pero completamente neutral.


Otros:
~ No recuerdo cuantos años tengo
~ Aun tengo palabras de vocabulario antiguo
~ No me gusta compartir cabaña





Drop Dead:


avatar
Sophie Underworld
Hija de Hades
Hija de Hades

Dracmas : 57
Fecha de inscripción : 01/11/2011
Localización : Campamento Half-Blood
Arma Favorita : Tridente Humor : Serío, Frío.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.